Identificarse  \/ 
x
x

Eutanasia-Gattos











 

En recuerdo de Isi

Nuestro gato es parte de nuestra familia, y su muerte puede ser
un episodio muy traumático.
En Gattos Centro Clínico Felino podemos ayudarte a tomar esta
decisión tan difícil y asistirte en el procedimiento más adecuado.
Cuando no hay alternativas razonables, permitir a un gato morir
en paz y dignamente puede suponer un alivio inmenso.

 

¿Qué sucede cuando "dormimos" a un gato?

El procedimiento mediante el cual a un gato se le practica la eutanasia es completamente indoloro y siempre se sedará previamente para que todo el proceso sea tranquilo y sin miedo. Consiste en administrar una dosis alta de un agente anestésico intravenoso, que hace efecto a los pocos segundos. En algunas ocasiones, tras la inyección, el gato respira profundamente, o tiene una respiración entrecortada, y ocasionalmente tras haber muerto puede tener espasmos o temblores musculares involuntarios durante unos segundos. Esto es una reacción normal del organismo, y no debe ser confundido con que el gato continúa con vida. Cuando se practica de este modo la eutanasia es un procedimiento rápido, controlado, sin estrés e indoloro.

¿Es normal que los dueños estén presentes cuando se "duerme" a su gato?

Los propietarios son los que deciden si quieren estar junto a su gato mientras se le practica la eutanasia, o dejan a su gato con nosotros. Una posibilidad es permanecer junto a su gato hasta que se queda dormido tras una ligera sedación, sin necesidad de tener que presenciar todo el procedimiento.

¿Qué le pasará a mi gato después de haberlo "dormido"?

Usted puede elegir qué quiere que suceda con su gato después de practicarle la eutanasia. Según su preferencia, puede solicitar que tramitemos una de estas 3 opciones:

  •  Incineración colectiva
  •  Incineración individual y entrega posterior de las cenizas en una urna con su nombre.
  •  Entierro en un cementerio de animales (www.elultimoparque.com)

El proceso de duelo por su gato

Es completamente natural sentirse triste y emocionado cuando su gato muere. No tema mostrar sus sentimientos ante su veterinario. Sobreponerse a la pérdida lleva un tiempo, y es posible que pase por una mezcla de emociones – tristeza, soledad e incluso ira. Todo esto es normal y forma parte del proceso de duelo. No debería sentirse culpable o pensar que es responsable de la muerte de su gato ya que la decisión de practicar la eutanasia sólo se toma como último recurso, y como un acto de compasión para evitar un sufrimiento innecesario. Conserve los recuerdos que tiene de su gato, de todos los buenos momentos pasados en su compañía y de lo que más le gustaba de él.

Ayudando a los niños a superar la muerte de su gato

En nuestra opinión, los niños suelen tener dificultad para asumir la muerte de su gato. Es posible que sea la primera experiencia que tengan con la muerte, y es importante ser sincero con ellos. Dígales la verdad, anímeles a hablar de sus sentimientos y comparta sus sentimientos con ellos. Hábleles abiertamente sobre su gato e intente recordar los buenos momentos pasados. Creemos que es bueno permitir que los niños participen en todo el proceso y pueden querer escribir un mensaje dirigido al gato para guardarlo en un álbum junto con sus fotos. Traer una nueva mascota puede ser una buena idea en el momento adecuado, pero es mejor no hacerlo demasiado pronto, ya que sus hijos necesitarán un tiempo para superarlo.

Facebook
Twitter
Linkedin
YouTube
Google+