¿SABÍAS QUE... LA ASPIRINA PUEDE SER MORTAL PARA TU GATO?

Los gatos pueden sufrir efectos secundarios graves e incluso pueden morir si toman  ciertos antinflamatorios  que es habitual tener en casa como son la aspirina, el ibuprofeno o el paracetamol, debido a que su hígado no es capaz de metabolizarlos adecuadamente.

Los efectos comienzan a aparecer alrededor de las 24 horas tras la ingestión de estos antinflamatorios, no aprobados para su uso en gatos, y el pronóstico es más grave cuanto mayor sea la dosis ingerida y más tiempo haya transcurrido desde la ingesta.

Los efectos secundarios más frecuentes en la intoxicación por aspirina son:

Vómito ( en ocasiones con sangre)

Úlceras en el tracto gastrointestinal (estómago, intestino)

Diarrea o heces de color negro

Dolor abdominal (notarás que tu gato no se mueve, está apático y no quiere comer)

Anemia severa (mucosas muy pálidas)

Toxicidad hepática

Insuficiencia renal aguda grave

 

Gato con dolorEn muchos casos puede que la ingestión del medicamento por parte del gato sea accidental, por lo que es importante guardar todos los medicamentos en un lugar seguro al que él no tenga acceso.
Por lo tanto, no le des ningún medicamento a tu gato si no ha sido prescrito por tu veterinario, ya que puede tener consecuencias muy graves y si crees que tu gato pueda haber ingerido alguno de estos medicamentos por accidente, es de vital importancia que acudas a un centro veterinario, ya que cuanto antes se administre un tratamiento adecuado, mejor será el pronóstico y  menores las secuelas.
22
LLEGA LA NAVIDAD...CUIDADO!
¿PUEDO PASEAR A MI GATO?